El suelo de granito se caracteriza por su resistencia y durabilidad. Sin embargo, los profesionales de nuestra empresa de limpieza en Asturias nos recomiendan realizar una limpieza correcta y periódica del pavimento, ya que, a pesar de su dureza, el granito es un material delicado. Su superficie presenta un brillo característico y un conjunto de vetas de origen natural, las cuales hacen que no existan dos pavimentos iguales. Estos dos aspectos son los que convierten al granito en una opción muy estética que puede adaptarse a cualquier estilo decorativo.

A la hora de limpiar suelos de granito, los expertos de nuestra empresa de limpieza en Asturias siguen una serie de pasos que permiten mantener las propiedades del material intactas. Te los describimos a continuación:

  • El primer paso consiste en eliminar el polvo e impurezas mediante una escoba o aspiradora. Para eliminar las pisadas y manchas superficiales, pasa una fregona humedecida en agua y algún jabón no agresivo. Recuerda que el granito es un material delicado, por lo que no debes utilizar productos abrasivos si no quieres que se deteriore o pierda su brillo.
  • También debes tener en cuenta que el granito se mancha fácilmente, por lo que en el caso de que caiga alguna sustancia sobre el pavimento conviene limpiarlo rápidamente. En caso contrario, corres el riesgo de que la mancha se incruste en el material de forma permanente.
  • En el caso de que la mancha ya se haya producido, deberás usar productos específicos más corrosivos. Eso sí, con mucha precaución, teniendo en cuenta sobre todo que no debes dejarlos actuar más tiempo del indicado en las instrucciones de uso del producto de limpieza.


En cualquier caso, la mejor opción será contar con profesionales como nosotros para limpiar este tipo de suelos más delicados. En Limpiezas Alfama, S.L., mantenemos tu suelo siempre como el primer día, independientemente del material.